Se acaba la muestra más "fría" del planeta auto.


Abrirá sus puertas el 8 de junio del próximo año.

 

Video: Gentileza de Vimeo.

Ya no harán falta los abrigos extremos, los gorros de lana, guantes y bufandas para llegar al Cobo Center de Detroit, 
donde tradicionalmente se celebraba en cada mes de enero, apenas pasado el año nuevo, el Salón del Auto más importante
de los Estados Unidos.


 

Dicen los que saben que, aparte de la poca rentabilidad que están teniendo este tipo de muestras en todo el mundo, en el caso
del Salón de Detroit, es que por esas mismas fechas se celebra cada año la feria tecnológica CES (Consumer Electronics Show) en
Las Vegas, que concita la atención de todo el mundo y que es, acaso, más importante a un público transversalmente más consumidor
de aparatos electrónicos que de autos, por lo que la muestra de Detroit estaría pasando al segundo lugar en esas primeras semanas
del mes de enero.



junio, en cambio, en pleno comienzo del verano en el hemisferio Norte, permitirá ver un Salón distinto, con actividades al aire libre, a 
orillas del Río Detroit, un verdadero canal que une los lagos Saint Claire, en el norte; con el Lago Eire, en el sur. Dicho río y su entorno
son de una belleza extrema en verano, con paisajes de mucho verde y el contraste profundo del azul de ambos lagos. 
El río tiene una longitud de 51 km entre ambos lagos y es la frontera natural entre Estados Unidos y Canadá. Justo al frente de Detroit
esta la hermosa ciudad canadiense de Windsor, que destaca por su atractiva arquitectura.
Estas ilustraciones recrean la visión de un artista que imagina así lo que veremos en el próximo Salón de Detroit, en junio de 2020.